martes, 6 de marzo de 2012

REHABILITACIÓN DEL DESGARRO MUSCULAR.

 


El desgarro muscular es la patología más frecuente en las lesiones deportivas y dentro de las lesiones musculares, en el diagnostico medico se debe tener claridad en diferenciar una contusión muscular que es un trauma directo sobre una superficie muscular contra el hueso, presentando hematoma y una gran limitación para la movilidad de este. La segunda lesión es la contractura definida como el incremento en la tensión del musculo en estado de relajación tras un esfuerzo prolongado, es un signo de alarma y el desgarro que son lesiones indirectas al musculo que se producen por excesivo estiramiento o una gran contracción excéntrica en el gesto deportivo.


Estas lesiones son mas frecuentes en los músculos que atraviesan dos articulaciones (biarticulares), y en donde su conformación corresponde a un mayor contenido de fibras musculares de contracción rápida.


Los medios que se usan para su diagnostico fuera de el examen clínico en donde se tiene en cuenta el dolor a la palpación, al estiramiento y a la contra resistencia, son las ecografías y resonancia nuclear magnética.

Lo más importante en la prevención es el balance muscular, entre agonistas y antagonistas, la flexibilidad, evitar la sobrecarga, la edad, la desnutrición, la fatiga muscular, deshidratación, sedentarismo, calentamiento, y lesiones musculares mal rehabilitadas.


En la rehabilitación del desgarro grado I o leve. Lo recomendado es:


Del día 1 al 3 utilizar la compresión, hielo, elevación, movilización activa, contracciones isométricas y Tens.

El día 4 al 7 entrenamiento en hidroterapia, estiramiento a tolerancia del paciente (sin dolor), fortalecimiento isotónico con peso de menos a mas, primero con contracciones concéntrica y posteriormente con excéntrica.

Día 8 fortalecimiento muscular con mas peso, entrenamiento polimétrico, y ejercicios de gesto deportivo (específicos del deporte).



Grado II o moderado

Día 1-3 compresión, hielo, elevación, movilización indolora.

Día 4 lo mismo de los 3 días anteriores mas entrenamiento isométrico sin dolor.

A partir del 7 día entrenamiento en hidroterapia, estiramientos sin dolor, trabajo de fuerza con pesos bajos, ejercicios funcionales.

A partir de la segunda semana fortalecimiento con mas peso, entrenamiento pliometrico y gesto deportivo.



Grado III o severo.

Días 1-3 compresión, hielo elevación, en algunas ocasiones se suspende apoyo.

A partir del 4 día electro estimulación.

A partir del 7 día movilización activa sin dolor y entrenamiento isométrico.



A partir de la segunda semana hidroterapia, estiramiento sin dolor, trabajo de fortalecimiento de menos a mas, ejercicios funcionales.

A partir de la 3 semana aumento cargas de fuerza, entrenamiento pliometrico, gesto deportivo.

Fuente:



Nota: a) se debe respetar el proceso de cicatrización

b) el desgarro no se masajea.


El desgarro grado I dura entre 10 a 15 días, grado II de 2 a 4 semanas y grado 3 de 6 a 8 semanas dependiendo del tamaño


Lo más importante es la prevención de la lesión muscular, se debe tener un balance muscular y simetría adecuada.

Fuente: Dr. Milton Pinedo Soriano.

2 comentarios:

  1. Uf, qué impresión la foto! por suerte el mío del sóleo no llegó a tanto!

    ResponderEliminar
  2. Muy buen aporte. Los tratamientos de rehabilitación son la base fundamental para alcanzar el mayor grado de curación en numerosas patologías. Por este motivo, los especialistas en esta área son muy respetados y cuentan con mucho futuro dentro del ámbito de salud.

    ResponderEliminar