martes, 4 de septiembre de 2012

Recuperación Funcional de Esguince de tobillo






Se trata de una lesión muy común entre deportistas de alto nivel y aficionados. En la mayoría de los casos es una lesión con una rehabilitación sencilla si es de primer nivel, en cambio si no se recupera bien podemos sufrir de forma muy común este tipo de lesiones.



Empezaremos indicando los tres tipos de esguinces que hay:
  • Grado 1: distensión o elongación excesiva de los ligamentos que unen los huesos del tobillo. Hinchazón mínima y recuperación a los pocos días.
  • Grado 2: Ligamentos rotos parcialmente, con hinchazón inmediata. Generalmente precisan de un periodo de reposo antes de la recuperación funcional.
  • Grado 3: Los más graves. Rotura completa de uno o más ligamentos. Se precisa inmovilización hasta la cicatrización de las estructuras que hayan sido dañadas.


Cuando sufrimos cualquier tipo de esguince y como medida general, se recomienda la aplicación de fría en la zona. Para saber cómo funciona mira la entrada perteneciente a CRIOTERAPIA.

EJERCICIOS DE RECUPERACIÓN

La progresión irá de los más simples a más complejos en cuanto a exigencias para la articulación. Es necesario en algunos casos la ayuda de material para la realización de algunos ejercicios.

Ejercicios de Movilidad Articular: para readaptar el tobillo al movimiento normal y ganar amplitud de movimiento. Realizaremos masajes para permitir una mayor irrigación sanguínea, a la vez que realizamos movimientos suaves para realizar movilizaciones de la articulación (siempre sin llegar al umbral del dolor).

Ejercicios  de fortalecimiento: para recuperar la fuerza de la musculatura que sostiene y provoca los movimientos del tobillo. Como flexión, extensión, abducción y aducción, rotaciones internas y externas.

Readaptación a los desplazamientos: una vez recuperada la musculatura, trataremos con ejercicios más complejos la readaptación a movimientos coordinados y que conlleve la utilización de más grupos musculares.Podemos desplazarnos por la superficie alternando apoyos de la superfice plantar (cara interna, cara externa, talones, de puntillas).

Reeducación propioceptiva: ejercicios encaminados al desarrollo de nuestro sistema propioceptivo para mejorar equilibrio y coordinación. Todo ello lo podemos ver en la entrada perteneciente aPROPIOCEPCIÓN.



Todos estos ejercicios se realizarán de manera progresiva. Siempre es importante la confianza y fuerza necesaria para realizarlos y poder pasar al siguiente nivel. Se adjuntan unas imágenes para diferenciar ejercicios, pero si quieres más información sobre más variabilidad de los ejercicios, ponte en contacto mediante el correo:  mfalpri@hotmail.com

Es importante sobre todo que sus indicaciones  y supervisión estén realizadas por especialistas sanitarios como médicos y fisioterapeutas o en su caso licenciados en educación física especializados en lesiones y recuperación deportiva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada