jueves, 3 de septiembre de 2009

Sube fuerte; baja despacio



En una carrera larga; el cómo pedalear en las subidas y bajadas te darán el mejor resultado para llegar antes a la meta.




Recomendamos pedalear tan rápido como puedas SIN hacerlo anaeróbico. O en términos modernos; sin cruzar el umbral del lactato. Una vez que llegues a la cima, relájate durante el descenso para recuperar.



Para una mejor explicación; como dicen en mi tierra, vamos a “echarle números” (usar las matemáticas):



Vamos a suponer un ejemplo de una subida de 8 kilómetros seguida de una bajada de 8 kilómetros. Puedes llegar a pensar que es más rápido al final si subes tranquilo; y después utilizas toda tu energía para bajar casi volando por el otro lado rapidísimo con ayuda de la gravedad. Pero hay que considerar los números:



- Si subes a 16kph y luego pedaleas duro para bajar a 65kph, te llevará 37:30 minutos para recorrer los 16 kilómetros.



- En cambio, si subes más fuerte (sin llegar a anaeróbico) a 19kph, y luego te relajas y bajas solo a 55kph, te llevará sólo 34:00 minutos. El ahorro de casi 4 minutos se traduce a una distancia de dos kilómetros si promedias 29kph en el recorrido.



Desde luego, si subes fuerte y pedaleas rápido también en la bajada también ganarás tiempo; pero es mejor guardar esas energías para más delante en el recorrido cuando en verdad la necesites.



Otra recomendación es que cuando vayas descendiendo, no dejes de mover tus piernas para que no se te “amarren” los músculos.



¿Cómo saber cuando vas anaeróbico? La forma más fácil es poner atención en tu respiración. Si la profunda respiración normal durante una subida se convierte en un jadeo rápido asfixiante, inmediatamente reduce tu esfuerzo para retomar el control; y mantén tu esfuerzo a ese nivel.



¿Por qué evitar esfuerzos anaeróbicos? Porque la energía proviene casi en su totalidad del glicógeno, ese valioso combustible que tus músculos necesitan para un óptimo desempeño. Una vez que escarbas profundamente en tus reservas de glicógeno, lo más probable es que lo resientas durante el resto del día. Una subida en la que pedaleas demasiado fuerte es suficiente para convertir un buen desempeño en un deprimente resultado.
 
Fuente: http://ciclismoderuta.blogspot.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada