domingo, 6 de marzo de 2011

Dopaje sanguíneo




A menudo se comenta en grupos de corredores la posibilidad de incrementar el rendimiento y se hace referencia a diversos medios que, de manera legal y muchas veces ilegal, podrían aumentarlo.



Uno de los más conocidos o difundidos por los medios, en los últimos años, es el proceso mediante el cual se incrementa la masa celular de eritrocitos para incrementar el rendimiento deportivo; es decir, el doping sanguíneo.



Me permito hacer unas consideraciones sobre el tema, para tratar de informar a los interesados en ello. En este sentido, también recomiendo la lectura: Sawka MN, Joyner MJ, Miles DS; et al. The use of blood doping as an ergogenic aid, ACSM position stand. Med Sci Sports Excerc 28 (3): i-viii, 1996.



El aumento de la masa eritrocitaria se puede provocar por transfusión de eritrocitos (glóbulos rojos), a través del uso de Eritropoyetina recombinante (rEPO) o de la hormona estimulante de la producción de glóbulos rojos.Al incrementar la masa celular de glóbulos rojos, la capacidad de transporte de oxigeno aumenta con el incremento resultante de la potencia aeróbica y la capacidad aeróbica total. Asimismo, el incremento del VO2 max y el tiempo hasta la fatiga provoca aumentos en el rendimiento especialmente en corredores de distancia. Incluso, se ha mencionado que también aumenta el rendimiento en climas calurosos.



El dopaje sanguíneo según sea el medio o forma de aplicación conlleva algunos riesgos, incluidos los derivados de una transfusión sanguínea (contagios o reacciones de hipersensibilidad); la hipertensión, así como también lo puede ser la hiperviscocidad, que ocurre por aumento de la celularidad aumentando el riesgo de trombosis, eventos cerebrovasculares (stroke) o infartos al miocardio.



Se sabe que el uso de estos medios son ilegales prohibidos por Federaciones deportivas, como el el Comité Olimpico Internacional.



Recuerda siempre asesorarte, en cualquier ámbito del deporte, por un experto.


Fuente:http://www.soymaratonista.com/5894/el-dopaje-sanguineo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada